Toda la información sobre las horas extra triples en México

Cómo funcionan las horas extra triples

Las horas extra triples están en aumento. Ahora que la crisis del Coronavirus ha estallado, el teletrabajo se está incrementado y no todos los empleados tienen un horario establecido. Algunos se levantan muy temprano y terminan a las 3:00 pm; otros, trabajan en diferentes ratos durante el día. El límite de horario se ha vuelto confuso, y varios, sin querer, trabajan más horas de lo necesario. Así, hacen horas extra dobles o triples. ¿Qué son estas horas extra? ¿Cómo se pagan? ¿Qué leyes aplican?

Definición de horas extra

Existen 3 tipos de jornadas laborales en México:

  • Jornada diurna: Empieza a las 6:00 am y termina a las 8:00 pm.
  • Jornada nocturna: Empieza a las 8:00 pm y termina a las 6:00 am.
  • Jornada mixta: Tiene horas de las dos jornadas, pero tienen que ser menos de 3 horas de la jornada nocturna.

Dependiendo del tipo de jornada de un trabajador, existe un límite de horas que puede trabajar. Para la jornada diurna, 8 horas; en la jornada nocturna, 7 horas; en la jornada mixta, 7 horas y media.

Sin embargo, este límite puede ser sobrepasado cuando el trabajador lo desee (dependiendo de las reglas de la empresa) o cuando el patrón así lo pida. Esto da como resultado las horas extra.

Cuando el empleado trabaja más de lo establecido por la ley, la empresa tiene que pagarle ese trabajo adicional de diferente forma. ¿Cómo?

Definición de horas extra dobles y triples

Según la Ley Federal del Trabajo, un trabajador no puede hacer más de 3 horas extra al día, y no más de 9 a la semana. Estas 9 horas adicionales se pagan al doble, y se llaman horas extra dobles.

Sin embargo, puede ser que estos límites sean excedidos. Cuando esto ocurre, las horas se pagan al triple. Estas horas se conocen como horas extra triples.

Pongamos un ejemplo. Resulta ser que a los trabajadores les pagas 200 pesos la hora. Haces un recuento y al final uno de ellos ha hecho 6 horas adicionales en la semana. Por su labor extra, se le deben remunerar 2,400 pesos (6 horas x 400 pesos). Pero si ha hecho 10, las horas valen tres veces más; es decir, el dinero que el trabajador tiene que recibir es de 6,000 pesos (10 horas x 600 pesos).

Cabe resaltar que los minutos extra del día se acumulan al final de la semana. Esto quiere decir que si un empleado hace 40 minutos extra el lunes, y 20 minutos el martes, suma una hora extra (en este caso, hora extra doble).

Los impuestos de las horas adicionales

El salario que alguien recibe por parte de una empresa nunca es el total. En promedio, se paga un 30% de impuestos. Al momento de recibir el sueldo, el salario siempre es neto. Sin embargo, existe un salario bruto. La diferencia entre ambos salarios son los impuestos que pagamos.

Los impuestos, o mejor dicho, el impuesto, se conoce como ISR, el Impuesto Sobre la Renta. Este representa la mayor parte, pero el IMSS también puede aplicar como impuesto. La cosa es, ¿también aplica sobre las horas extra? La respuesta es que sí, pero depende.

Cuando un trabajador recibe el salario mínimo, no se le pueden aplicar impuestos a las horas extra, ya sean dobles o triples. En cambio, si tiene un salario superior al mínimo, el 50% de este deberá estar sujeto a impuestos, mientras que el otro 50% no. Si el salario es 5 veces mayor al salario mínimo, todas las horas extra tendrán impuestos.

Días de descanso y feriados

La Ley Federal del Trabajo declara que, si el patrón obliga a sus empleados a trabajar en días de descanso y feriados, las horas extra valen todavía más. En concreto, si el día es de descanso, el pago por cada hora adicional debe ser un 125% superior al normal. Si el día es feriado, 200%.

Todo esto ha de tenerse en cuenta al momento de pagarles a los empleados, o de asignarles horas extra. No hacerlo puede traerle multas a la empresa, y afectar su reputación.

¿Por qué surgieron estas horas extra?

En el pasado, la explotación era muy común y las jornadas laborales eran muy extensas. Los trabajadores perdían tiempo para estar con su familia, descansar o hacer actividades recreativas. Fue por eso que en el año 1917, cuando surgió la Constitución de los Estados Unidos Mexicanos, se creó un artículo, el 123 concretamente, que establecía que las jornadas no podían durar más de 8 horas.

En el año 1934 se promulga la Ley Federal del Trabajo, que se enfocaba más en los derechos de los trabajadores. Aun así, no fue hasta el año 1970 que se publicó la Ley Federal del Trabajo que conocemos hoy en día. Esta última fue reformada en 2019.

¿Conviene asignarles o dejar que tus empleados trabajen más de lo normal?

Hacer que tus trabajadores laboren de más puede ser beneficioso dependiendo de la temporada. Por ejemplo, si las ventas están aumentando y la producción ya no está dando abasto, las horas extra podrían mantener el rendimiento. Sin embargo, hay que estar conscientes de cómo se pagan y cómo contabilizarlas, así como de la carga de trabajo del equipo.

Un aspecto importante a tener en cuenta es la salud de tus trabajadores. Si quieres dejar que ellos decidan si hacer horas extra dobles o triples, busca establecer un límite. No porque sea costoso, sino porque mucha carga de trabajo puede traer complicaciones en un futuro: desgasta los músculos, deteriora la mente, entre otros.

Si tu empresa ya no puede con la carga de trabajo excesiva para satisfacer a los clientes, en lugar de asignar horas extra, contrata personal. Así, permites que todos dentro de la empresa tengan una mente y cuerpo sano. Y considera la opción de ampliar tu plantilla.

Software para contabilizar las horas extra

Un software como Sesame puede ayudarte a contabilizar las horas adicionales de tus empleados. Lo único que debes de hacer es darlos de alta en la aplicación y el sistema contará automáticamente las horas de trabajo, una vez que se fichen. Solo configura las reglas que apliquen para cada trabajador.

Puedes probar Sesame gratis por 15 días.

Ahora ya sabes qué son las horas extra dobles y triples. Recuerda tenerlas siempre en mente cuando quieras asignar una carga extra de trabajo a las personas bajo tu cargo.

Comparte
Quizás te interese